EL BOTE DE NÚMEROS: LAS MATRÍCULAS TIENEN NÚMEROS Y LETRAS.

En el aula de 4 años, con Maribel y con Arancha, hemos empezado a trabajar el bote de números. Es una actividad muy interesante porque nos permite desarrollar diferentes aspectos del currículum y de la competencia matemática, teniendo como referente o punto de partida la vida o el uso que en la vida, hacemos de lo matemático. Este hecho es esencial. En muchas de nuestras escuelas, tal y como percibía Carlos Gallego,  los niños y las niñas crecen pensando que las matemáticas son una invención escolar que nada o muy poco tienen que ver con la solución de problemas vitales o con la función y el uso de las mismas en situaciones cotidianas.

Por ello, nos parece muy interesante esta actividad. Cada semana, un niño o una niña se lleva a casa el bote y lo llena de objetos en los que hay números. Nuestro trabajo consiste en saber dilucidar que aspectos de las matemáticas pueden ser susceptibles de ser tratados con el grupo de clase a colación de los objetos que han traído.

Nuestro equipo de infantil está trabajando y reflexionando sobre los contenidos y los aspectos matemáticos así como en los procesos de aprendizaje de los mismos, desde una perspectiva socioconstructivista. En ese sentido, vamos conociendo cómo el alumnado evoluciona en los diferentes bloques, observando y anotando los avances en comunicación y representación.

En esta ocasión, Alex trajo para el bote, tres matrículas. A continuación, comento cómo discurrió la sesión:

1º.-Alex nos explicó lo que había traído. Los compañeros y compañeras hablaron de las matrículas de sus vehículos y empezamos a pensar sobre el sentido de las matrículas.

2.-Anotamos las matrículas de coche y de moto( diferentes por el tamaño): analizaron la combinación de números y letras. En la pizarra, de cada matrícula, escribimos las letras por un lado y los números, por otro.

3.-Les propusimos la tarea previo modelaje. Deberían colocar tal y como habíamos convenido en asamblea, los números por un lado y las letras por otro. Además de identificar si eran de moto o de coche.

4.-Por grupos de cuatro, con Maribel y conmigo, llevamos a cabo la tarea e íbamos observando de qué forma organizaban la información y cómo daban a conocer sus logros a través del lenguaje hablado, explicando y argumentando.

En general, vimos cómo si que eran capaces de diferenciar letras y números pero no todos eran capaces de organizar en dos espacios definidos, las letras y los números. Es la tendencia al centraje cuando reciben más de instrucción. Lo bueno de este proceso es que al solicitar la explicación de su representación, veían el error. La fase de comunicación implica el desarrollo de aprender a aprender porque supone metacognición.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s